miércoles, 22 de septiembre de 2010

Fiesta del PCE

Del 17 al 19 de Septiembre fue la fiesta del PCE en San Fernando de Henares, Madrid.


La verdad es que estuvo muy bien. Hubo bastante más gente que en Córdoba, que fue dónde se hizo el año pasado y a la que también fui. La organización también estaba bastante mejor. Las barras eran más alargadas y las colas ordenadas, no como en Córdoba, pequeñas y sin colas, gente amontonada.

Había una carpa con las casetas de las diferentes CCAA. En la de Castilla y León no nos fue nada mal. Las camisetas de "todos con la roja" causaron interés.
Estaban además los camaradas griegos y portugueses, que dejaban periódicos sobre la situación en sus países, bastante parecida a la nuestra. Por cierto, el último día los portugueses nos ofrecieron unos pinchos. Muy majos.

Había también otra carpa de venta de libros. Eché en falta más ventas de camisetas.
Los libros eran todos muy interesantes, y me habría llevado unos cuantos más, pero algunos precios no invitaban, más habiendo comprado ya 7 libros.

Y finalmente las charlas. Había 3 carpas para ellas, con lo que era más fácil acertar. En Córdoba había más carpas y era más complicado encontrarlas.

Yo concretamente fui a una sobre la "Alternativa Social anticapitalista a la crisis", moderada por Eddie Sánchez.

Hablaron también Ricardo Zaldivar, que aunque fue el que menos me gustó de los 3, mencionó alternativas factibles, como la creación de la renta básica (nos dieron un folleto explicativo), la cuál se otorgaría a todo el mundo. Sustituiría a la jubilación o al paro hasta su importe, pero si la prestación fuese superior a la renta básica, se le añadiría la diferencia.
Esto tendría bastantes ventajas, pues permitiría mayor independencia de los jóvenes y mayor autonomía de parados y mujeres. Además reduciría el riesgo para emprendedores, y combatiría la economía sumergida.
Su coste no es demasiado elevado, 2500 millones de euros, que simplemente con lo que quitaría de economía sumergida (son 45 000 millones, así que con una pequeña parte valdría) ya se podría financiar.
Habló también sobre la tasa tobin, un impuesto global que penaliza la especulación. Zapatero ha propuesto ahora que se cree esa tasa y con ella se ayude al desarrollo. La verdad es que estaría muy bien, esperemos que no se quede en un discurso, como siempre pasa con lo de gravar más a los que más tienen.

Después habló Yayo Herrero, más centrada en la crisis ecológica. Hubo 2 datos con los que me quedé. En las cifras que se calcula que quedan de petróleo en el mundo, se cree que ya se ha llegado al pico, a la mitad, y que a partir de ahora vamos a ir descendiendo en la montaña de reservas de petróleo.
El otro dato es que las nucleares dependen del uranio, que se estima que queda para 50 o 60 años. Si se construyen más nucleares, esa vida útil del uranio se reduciría.
Con lo cual la solución son las renovables, (no los biocombustibles que arrasan con las cosechas), pero no generarían suficiente energía. Yayo lo que proponía era el decrecimiento, bastante en boga sobre todo entre gente de CGT y Ecologistas en Acción. Yo no estoy muy de acuerdo. Creo que a lo que se debe de tender es hacia un mejor reparto de la energía (el norte predomina claramente sobre el sur). Luego se puede reducir en ciertos sitios. Por ejemplo, hace años, los electrodomésticos o los aparatos electrónicos duraban mucho más. Primaba la durabilidad. Ahora se estropean enseguida y hay que cambiarles ¿Por qué es eso? Pues porque quieren que estemos cambiando constántemente para que así produzcan más. Por lo tanto contaminarán más también.
Ciencia y tecnología hay de sobra para que duren más los aparatos o electrodomésticos. Pero hay que ponerle interés. Si se hacen duraderos, no habrá que cambiar constántemente, no habrá que producir tanto, y se contaminará menos.
Y luego, dejar de producir cosas que no hacen falta, fomentando el transporte público no harán falta tantos coches.
En resumen, como dijo Pedro Marset en una charla en Burgos, repartir en función de las necesidades, no en función de lo que quieren las grandes multinacionales.

Finalmente intervino Javier Navascués. Dijo que la prioridad debía estar en el empleo, y que eso se podía hacer otorgando el Estado un puesto de trabajo a todo aquel que lo pidiese. Sería voluntario, por el salario mínimo, y hasta que encontrase otro trabajo. Por supuesto, un trabajo de interés social.
Se contrapone un poco a lo de renta básica, pero yo pienso que está bastante bien. Como dijo Javier, el trabajo es la forma en que colaboramos con el resto de la colectividad. Claro que no estamos hablando de un trabajo asalariado explotado por el empresario, sino un trabajo libre y voluntario.

Así que en resumen, esa fue la charla. Tampoco muchas cosas nuevas. Se repitió lo de luchar contra el fraude fiscal, impuestos progresivos (que paguen las empresas y los que más tienen), un sector público fuerte...
Las ideas más novedosas que comentaron son las que he mencionado más arriba.


Luego fui a otra charla, titulada "Salud, Co-Re-pago, Privatizaciones y Huelga General".
Intervinieron 2 médicos, Toni Barbará y Fernando Pérez Iglesias. Moderado por Felicitas Vázquez, secretaria de Movimientos Sociales. Habló también Mª Jesús Suarez, del PCE de Asturias.
Estuvo bastante bien. Mencionaron que lo que pretende hacer el gobierno no es copago, sino repago, ya que la sanidad ya la pagamos a través de los impuestos, por lo que pagar por ir al médico no sería copago, sino repago, pues tendríamos que volver a pagar.
El derecho a la salud es un derecho universal y gratuito, y ahora pretendían cargárselo para fomentar la medicina privada. Mª Jesús mencionó que se estaban investigando nuevas técnicas para que mediante modificación genética se curase la miopía, o para que con unas inyecciones se pudiese volver a andar inmediatamente después de un accidente. Eso sólo lo aplicarían en los hospitales privados, para quien pudiese permitírselo.
Combatieron también el discurso de que el gasto sanitario es muy costoso, pues en España el gasto está por debajo de la media de la UE, y es más eficaz que la media de la UE.
Hablaron sobre la industria farmacéutica, que se había gastado muchísimo dinero en las vacunas de la gripe A y que ahora tenían que destruir, sobre la malaria que no curan en África ya que no sacarían dinero y no les interesa, o sobre los medicamentos que no son genéricos, que son más caros fundamentalmente debido a su promoción y publicidad.
Ante ello proponían la nacionalización de la Industria Farmacéutica, cosa con la que estoy plenamente de acuerdo, pues cuando se deja algo tan fundamental en manos privadas, buscan el beneficio sin importarles lo demás. Por eso debe estar en manos públicas.
Otra cosa que comentaron es que los hospitales privados son financiados con dinero público, y construirles cuesta 5 veces más que a uno público.
Y que los seguros sanitarios, que dominan en EEUU, mueven mucho dinero e incluso tienen conflictos con las empresas de otros sectores ya que buena parte del salario que deben pagar a los trabajadores debe ir dirigido a su seguro sanitario, con lo cual se demuestra que es claramente ineficiente.
Finalmente comentaron también que con el repago, lo que pasaría sería que la gente acudiría menos al médico con lo que aumentarían las enfermedades y se acortaría la esperanza de vida.




Después de estas 2 charlas fuimos al concierto de "Los Chikos del Maiz", un grupo de rap que se está haciendo famoso en la izquierda. Se pasan un poco para mi gusto con frases como "hay que levantar otro muro en Berlín", "vivan las farc y viva tirofijo", o "hay que meterle un tiro a Leire Pajín", pero bueno, como me dijo un compañero, el rap suele ser bastante provocativo, y estos no se iban a quedar atrás.
Luego tocaron "Vagos Permantentes", un grupo joven de ska, que estaba bastante bien, aunque un poco repetitivos.

Como volvimos a las tantas, no pudimos ir al acto de la mañana del Sábado "Rompiendo el frente mediático" en el que intervenían Julio Anguita, Pascual Serrano y Willy Toledo, ni al acto de "Los comunistas en las instituciones", al que yo quería haber ido, o al homenaje a Miguel Hernández, pero me dijeron que estuvieron muy bien.

Ya por la tarde fui al acto de "El proceso de Refundación de IU". Me metí en ese porque en los otros que había ("¿Están en peligro las pensiones", y "Crisis y Socialismo del siglo XXI en América Latina") no quedaba sitio ya para sentarse y no me apetecía estar de pie.
Hablaron Enrique Santiago, secretario de refundación de IU, Yolanda Díaz, del PCE de Galicia, Marga Sanz, del PCE de Valencia, José Manuel Mariscal del PCE de Andalucía, y Diego Valderas, de IU de Navarra.
A Enrique ya le había escuchado en otra ocasión, y se pareció bastante a lo que dijo Yolanda. Hablaron sobre la refundación de la izquierda, un proceso de acumulación de fuerzas sociales y políticas, que no debía hegemonizar IU, que no debía fijarse cotas electorales, pues con eso no se conseguía nada, sino que debía ser una acumulación de fuerzas transformadora, que mediante movilización y foros de debate, llegase al poder del Estado.
Parece bastante complicado, y aún estamos en las primeras fases, pero en este contexto de crisis, es más necesario que nunca que la izquierda esté unida y movilizada, creando una alternativa al poder existente.

Marga Sanz y Jose Manuel me gustaron menos. Diego Valderas no estuvo mal, pues habló sobre Herri Batasuna y Nafarroa Bai, que habían desplazado el discurso de Izquierda quedándose en el discurso del independentismo, camino por el que desde luego no va IU.

A las 18:30 llegaron Cándido Méndez, Toxo, Centella y Cayo Lara al Escenario Central para hablar sobre la Huelga General.


Yo estaba allí desde las 18:00 para coger buen sitio. Hubo prensa (porque vinieron los sindicatos, sino no nos sacan ni aunque les paguemos), y bastantes gritos de "huelga, huelga, huelga", "españa manaña será republicana", "zapatero dimisión", "cayo presidente". Por cierto que a este último grito, Cayo Lara contestó: "No vamos a ser presidentes. Pero crearemos las condiciones para que un día haya un presidente de izquierdas en este país". Estuvo genial. Es el mejor orador que he visto hasta ahora. Los compañeros hablan mucho de Julio Anguita, pero yo aún no le he oído hablar. A mi desde luego Cayo me encantó. Otra cosa que dijo fue: "Los compañeros de UGT tienen un carnét del psoe en un bolsillo y otro de ugt en el otro. Y ahora han dicho que es hora de sacar el de ugt, y guardar el del psoe, y eso camaradas, hemos de valorarlo en su justa medida".
La verdad es que estuvo muy bien. Centella dio un discurso cercano a la realidad, hablando sobre que éramos nosotros quienes debíamos convencer a los demás de la necesidad de hacer huelga, y que si no la ganábamos vendrían tiempos muy difíciles.
Cándido Méndez, de pie, estuvo bien, dijo que era la 2ª vez que venía a la fiesta del PCE, y que la iba a guardar con mucho cariño, y que las 4 organizaciones que estaban en la mesa (UGT, CCOO, PCE e IU), eran las únicas que siempre habían luchado por los derechos de los trabajadores.
Toxo dijo que siempre habían sentido el calor, acompañamiento y comprensión de IU a pesar de que teníamos pocos diputados.

Luego ya fue el Mitin Central. Yo me entretuve y llegué tarde. Para la próxima no volverá a pasar. Palabra.
Llegué cuando estaba Centella hablando contra la guerra de Afganistán, la OTAN, y a favor de Palestina. Luego habló sobre la república, la monarquía y la memoria histórica.
A pesar del acento andaluz, fue un discurso bastante bueno. Si queréis leerle podéis hacerlo aquí. Y la web de la fiesta es esta.


Cuando finalizó cantamos emotivamente la Internacional.

Ese día dormí como un lirón, y otra vez nos perdimos los actos de por la mañana, aunque la mayoría eran presentaciones de libros. Llegamos para recoger la caseta de Castilla y León, y nos fuimos para Burgos con un atasco impresionante pues la carretera estaba en obras.

El próximo año más, y mejor. A ver si lo ponen más céntrico, que desde dónde estábamos tardábamos una hora en ir, ya fuese en coche o en metro.

3 comentarios:

Vir dijo...

Hola, interesante post, me quedo con algunas cosas, como la burrada del repago a lo que también añado esa fantástica idea de pagar por sacar libros de la biblioteca que eso me joroba casi más todavía. Me parece muy atrayente ese planteamiento de trabajo para todo el que quiera a cambio del salario mínimo en servicios sociales y sobre la malaria o paludismo, eso es terrible, hay vacunas desde 1986 si no recuerdo mal pero sigue siendo un problema gravísimo en África.
Ayer leí un artículo muy interesante que he recordado, te dejo el enlace por si te apetece echarle un vistazo

http://erythroxilon.blogspot.com/2010/09/cuba-ensena-leer-muchos-espanoles-pero.html

Tienen que vender camisetas chulísimas en esos puestos, un saludo :)

Jesus dijo...

Si, ya sabía lo de Sevilla y el yo si puedo. Debe ser un programa que funciona bastante bien, basta con 6 meses, y se ha aplicado en bastantes países.

A ver si te animas y te pasas algún año por la fiesta del pce (la entrada es libre).

Un saludo, y gracias por comentar como siempre (debes de ser de las pocas personas que me lee xd)

Vir dijo...

Pues sí que me gustaría!
Iba a leer la entrada nueva pero como veo que es larga lo dejo para dentro de un rato, voy a hacer un pastel de manzana jeje y bueno ya sabes hay gente que lee pero no comenta, en el botón de "estadísticas" en el escritorio te quedan señaladas las visitas y en realidad aunque comenten pocos leen muchos más :)
Hasta luego